Apuestas y Sic Bo

Las posibilidades que brinda la tecnología en la actualidad, en especial la Internet, como todos sabemos, no son pocas. Hoy en día, es perfectamente posible disfrutar de tradicionales juegos de azar originarios de remotos lugares del planeta, y hacer apuestas en ellos de manera fácil, divertida y emocionante.

El caso del sic bo es arquetípico. Se trata de un muy tradicional juego de apuestas oriental, que actualmente comienza a ser muy tenido en cuanta entre aficionados a las apuesta de todo el mundo, en virtud a que jugarlo puede ser sumamente excitante.

No es el único nombre, sic bo, con el que se conoce a este juego de dados. También se lo puede encontrar referido con otros dos nombres chinos: tai sai y dai su; se lo denomina, asimismo, en el idioma español, algunas veces, grande y pequeño o alto y bajo.

El juego se practica con tres dados. De hecho, las palabras sic bo en chino significan algo parecido a lo que en castellano podríamos llamar dados preciados. Las dos otras formas que tiene el juego de ser llamado mediante palabras chinas, se identifican en el idioma español con los conceptos de pequeño y grande. Es, efectivamente, esta última interpretación la que termina de darnos un panorama de lo que el juego se trata.

El jugador deberá apostar con el objetivo de hacer predicciones acertadas respecto de los resultados que los dados, en cada tirada, arrojen. Pero las apuestas, tal como sucede en todos los juegos de azar, están prefijadas.

Un cuarto tipo de apuestas que distinguen al juego de dados oriental llamado sic bo son las denominadas apuestas totales. Estas apuestas, si bien reúnen una característica común que las agrupa al interior de un mismo grupo, lo cual justifica que se las llame a todas por igual, también presentan importantes diferencias entre ellas. Como consecuencia de esas diferencias, las cuales consisten básicamente en las probabilidades diferenciales de que cada una de estas apuestas resulte ganadora, redunda en una diferencia en la paga que cada una de ellas otorga.

Vayamos por partes. Una apuesta total, para empezar, significa colocar nuestra apuesta a posible resultado que sumen en total los tres dados. De todos los resultados que los dados pueden totalizar, es decir, del 3 al 18, los dos extremos (es decir, justamente el 3 y el 18) quedan excluidos. Solo se puede apostar por aquellos que van del 4 al 17.

Cuando estemos conectados en un sitio de casino en línea, jugando al sic bo, podremos identificar a los casilleros para colocar las apuestas totales si prestamos atención a aquellos lugares de la barra de apuestas donde dice: total de 4, total de 5, etc.

Decíamos antes que si bien todas las apuestas totales comparten la característica de ser justamente apuestas que se colocan a favor del posible resultado final arrojado por los dados en total, hay diferencias entre ellas. Algunos resultados pagan más que otros. Mucho más. Estas diferencias obedecen a las distintas probabilidades de que los resultados acontezcan. El total de 4, por caso, se paga 60 a 1. Por su parte, un total de 10 paga 6 a 1.

Hay un juego de casino, al cual se lo puedo encontrar con mucha frecuencia en los casinos online, del cual es realmente muy poco lo que se conoce. Muchos jugadores de casino, apostadores de mucha experiencia y con un trayecto recorrido al interior del mundo de los juegos de azar, desconocen incluso hasta sus reglas y su funcionamiento operativo mismo.

Nos estamos refiriendo al juego denominado Sic Bo. De a poco, este juego que proviene desde las entrañas del gran y legendario continente asiático, fue ganándose un lugar también en los espacios de juego de los casinos occidentales. Pero aún no ha logrado trascender la barrera del anonimato.

Muchas veces cuando visitamos un casino en línea, vemos su nombre inscripto entre los elementos que componen la oferta de juegos que el casino nos pone a nuestra disposición.

Pues bien, ¿de qué se trata entonces este atractivo juego? En principio, debemos decir que este juego originado en la China antigua, se ha hecho muy popular en las tierras del sudeste asiático. Desde allí se catapultó a otros continentes: primero viajó a Oceanía, donde desembarcó con buen pie en Australia, y luego llegó a las grandes ligas de los casinos mundiales: Las Vegas.

EL Sic Bo se juega con tres dados. En la mesa en la que se arrojan los dados, hay una determinada cantidad de opciones de apuestas diferentes.

El objetivo del juego consiste en realizar determinadas selecciones de números o combinaciones, que puedan aparecer al ser luego arrojados los dados. Leer más…